Cada 21 de diciembre Dios le dio potestad a los ángeles para que bajen a la tierra, debemos encender un cirio blanco bendito y brindar con agua toda la familia reunida en la mesa agradeciendo por todo lo que nos dio en el año que se va, también escribir una carta a los ángeles pidiendo por vuestros deseos y el mundo. Rezar y rogar por necesidades más ondas del alma y vuestros deseos se cumplirán, debes guardar la carta, esto se hace al atardecer